ENERGÍA HIDRÁULICA – VENTAJAS Y DESVENTAJAS


Como todas las energías por muy cuidadosas que sean con el medio ambiente, siempre provocan un cierto impacto, se trata de minimizar al máximo los daños y si es posible evitarlos. Pero cierto es que la energía hidráulica, es una de las energías que menos depende de las energías combustibles fósiles.

  • Se trata de una energía renovable de alto rendimiento energético.

  • Debido al ciclo del agua su disponibilidad es inagotable.

  • Es una energía limpia puesto que no produce emisiones tóxicas durante su funcionamiento.

  • Eliminación de combustibles fósiles.

  • El coste de operar una planta hidráulica es casi inmune a la volatilidad de los precios de los combustibles fósiles como petróleo, el carbón o el gas natural.

  • No hay necesidad de importar combustibles de otros países.

  • Las plantas hidráulicas también tienden a tener vidas económicas más largas que las plantas eléctricas que utilizan combustibles.

  • Los costos de operación son bajos porque las plantas están automatizadas y necesitan pocas personas para su operación normal.

  • Como las plantas hidráulicas no queman combustibles, no producen directamente dióxido de carbono.

Ventajas que además nos proporcionan los embalses que se construyen para generar energía hidráulica:

  • Además, este tipo de energía es fácilmente accesible, ya que los ingenieros pueden controlar la cantidad de agua que pasa a través de las turbinas para producir electricidad según sea necesario. Lo que es más, los depósitos pueden ofrecer oportunidades recreativas, tales como zonas de baño y de paseo en barca.

  • Permiten el almacenamiento de agua para la realización de actividades recreativas y el abastecimiento de sistemas de riego.

  • Pueden regular el caudal del río evitando riesgos de inundación en caso de crecidas inusuales.

ENERGÍA HIDRÁULICA – DESVENTAJAS
  • La construcción de grandes embalses puede inundar importantes extensiones de terreno. Pudiendo significar la pérdida de tierras fértiles y daños al ecosistema.

En el pasado se han construido embalses que han inundado pueblos enteros. Con el crecimiento de la conciencia ambiental, estos hechos son actualmente menos frecuentes, pero aún persisten.

  • Destrucción de la naturaleza.

Presas y embalses pueden ser destructivas a los ecosistemas acuáticos. Estudios han mostrado que las presas en las costas de Norteamérica han reducido las poblaciones de trucha septentrional común que necesitan migrar a ciertos lugares para reproducirse, hoy en día este problema se ha solucionado con la invención de una especie de escalera para los peces.

Las centrales hidroeléctricas también pueden provocar la disminución de los niveles de oxígeno disuelto en el agua, lo que resulta dañino para los hábitats fluviales. Los embalses tienen pérdidas debidas a causas naturales como evaporación o filtraciones.

  • Cambia los ecosistemas en el río aguas abajo.

El agua que sale de las turbinas no tiene prácticamente sedimento. Esto puede dar como resultado la erosión de los márgenes de los ríos.

Cuando las turbinas se abren y cierran repetidas veces, el caudal del río se puede modificar rápidamente causando una dramática alteración en los ecosistemas.​

#energíasrenovables #energíaslimpias #concienciaambiental #ecosistemas #ecosistemasacuáticos

30,053 vistas

Entradas Recientes

Ver todo

Acompáñanos

logo_2020.png

Contáctanos

© Hidrológica Ingeniería S.A.S.   -   Medellín, Colombia (2017)   -   Todos los derechos reservados.